¡SUSCRÍBETE!

¿Quieres unirte a Lolas y recibir una dosis semanal?
ARRIBA
Puedes pasar del amor a la amistad

Mi ex novio se convirtió en mi mejor amigo

Puedes pasar del amor a la amistad
Tu ex puede ser tu mejor amigo, y lo mejor de esto, es que cuando lo logras, no hay cosa que hable mejor de ti.

Ilustración por Ana Botero

Entendí que un ex novio no tiene por qué ser un extraño, que un amor de la vida no tiene que durar toda la vida, y que nadie está en la obligación de amarme para siempre.

Mi ex novio es mi mejor amigo. Y no, no lo digo con ironía, esto es en serio: él es mi mejor amigo. ¿Y saben qué puede ser lo más chistoso? Fue mi gran amor. El que idealicé, con el que soñé, por el que me fui a otra ciudad (tuvimos una relación a distancia por un tiempo), el que creí insuperable.

 

Seguro se estarán preguntando cómo llegamos a este absurdo punto, y sí chicas, fue un camino tortuoso, no lo niego. 

 

Terminamos hace 5 años, me dejó en un despecho espeluznante, lloré mares, pero nunca dejamos de hablar. ¿Masoquismo? Quizás.

 

Siempre he creído que cuando terminas una relación, tienes dos caminos para superar al tipo. El primero, el del mundo ideal, cortando de raíz para siempre o por un periodo prudente, es algo que va en cada quien. Y el segundo, seguir hablando con él, saber todo, absolutamente todo de su vida, aparentar ser amigos, y volver a llorar mares porque ya tiene nueva novia.

 

Aunque bueno, hay un tercero, el que se basa en el círculo sexual vicioso, pero afortunadamente ese nunca fue una opción para mí (pero tampoco puedo negar que es algo que he vivido con otros susodichos).

 

Claramente mi elección fue el segundo camino, y aunque sufrí y fue un proceso lento, lo logré. Me terminé tragando el cuento de que era mi amigo, me dejó de doler que simplemente no me haya terminado eligiendo como yo sí lo hice, dejé de lado la negación de entender que como novio no era lo que de verdad merecía, y que definitivamente siempre querría tenerlo en mi vida, pero como algo más trascendente: como un gran amigo.

 

Pese a que su decisión de terminar la relación en su momento me destrozó, nunca lo odié. Y hoy en día solo puedo pensar que alguien a quien amé tanto no podría simplemente irse de mi vida así como así. ¿Por qué odiar a esa persona con quien lo quise todo y que también me regaló lo más valioso que tiene el ser humano, su tiempo?

 

Entendí que un ex novio no tiene por qué ser un extraño, que un amor de la vida no tiene que durar toda la vida, y que nadie, léanme bien, nadie, está en la obligación de amarme para siempre. ¡Eso es algo que solo debemos asegurarnos nosotras mismas para nosotras mismas!

 

Bueno, sé que hay casos especiales en los que por seguridad sí hay que cerrar puertas para siempre, pero cuando fue un amor bonito y fue honesto al terminar contigo, ¿por qué no intentar llegar a este punto?

 

Cada quien decide cómo cerrar sus ciclos y pasar del desamor a la serenidad, eso es claro. Pero si eres de las que se identifica conmigo y estás empezando esa etapa de duelo, te invito a que te des la oportunidad de hacer las paces con quien antes compartías la cama. Y está bien y se vale si lo maldices mientras pasa la tormenta, pero cuando llegas a la puerta de la paz, es maravilloso desearle que alguien lo ame como tú lo amaste.

 

Sí, tu ex novio puede ser tu mejor amigo, y lo más lindo de esta afirmación, es que cuando lo logras, no hay cosa que hable mejor de ti.

Comentarios (1)

  • Diana

    Hola, yo vivo algo parecido. En mi caso después de una relación de casi 7 años en la cual estuve profundamente enamorada y en la cuál viví una gran desilusión (no fueron cachos),fui yo quién decidió terminar. Pese a ello él siguió en contacto conmigo y yo con él, pues fue él quien quiso que fuera así, yo al principio no lo entendía,porque a pesar que si quería que el siguiera haciendo parte de mi vida,porque a pesar de lo que paso (lo malo) yo lo quería pero de una manera diferente,no entendía por qué el quería seguir sabiendo de mi,si había sido yo quien había terminado la relación, fue un poco extraño la verdad, pero poco a poco fuí entendiendo que tal como dices en el post no era obligación mía quererlo como el me quería,ni el debía obligarme a quererlo.
    Ya hace 3 años que terminamos ,el tiene pareja,yo sigo soltera y tenemos una relación muy profunda de amistad,lealtad,y un sentimiento que muchas personas no entienden,pero que nosotros sabemos que existe y es un profundo amor que va más allá de lo carnal. Es un sentimiento muy genuino que es difícil de ver hoy en día. La verdad me siento feliz por eso.

    respuesta

Publicar un comentario