Guia_para_no_volver_donde_te_hicieron_daño-01
Ilustración por Jennifer Andrea @fakiu666

Sabemos que a pesar de caer en el abismo muchas veces, siempre nos queda la sensación de mirar atrás y recuperar algo del pasado. Ya sea por optimistas, soñadoras o hasta un poco ‘Madres Teresa de Calcuta’. Lo cierto es que terminamos en la misma historia pero con más escenas de drama, nuevos actores que sumarle a tu decepción y un montón de tiempo perdido.

 

Pero evitando que esto suceda, aquí te damos la guía para no volver a ese sitio donde tu corazón y tu autoestima se volvieron pedazos y, por el contrario, seguir conociendo más bizcochos que solo te llenen de amor.

 

  1. Acepta que se terminó: El primer paso para no volver a donde te hicieron daño es perder cualquier tipo de esperanza, esto incluye: el tipo no va a cambiar ni volviendo a nacer, la relación ya se desgastó demasiado y ya fuiste demasiado infeliz para regresar a hacer ‘control de calidad’ con tu ex. Acepta que no era para ti y que definitivamente regresar es repetir la historia pero con más drama.

 

  1. No tengas contacto con esa persona: ¡Síííí! Ya sabemos que pueden decirte inmadura y todo lo que quieran, pero lo mejor es no establecer ningún tipo de contacto con el tipo en cuestión. Así, evitas la tentación de escribirle con cualquier excusa que encuentres en su red social o su WhatsApp (como que quieres ayudarle a pasear a su nueva mascota, porque de repente te encantan los animales).

 

 

  1. No compares: Si comienzas a salir con alguien, evita comparar. Nuestra mente parece que se pusiera en complot para automáticamente comparar lo que nos pasa aquí en el presente con nuestra vida de antes. Lamentablemente, este filtro solo se da para lo positivo y no te deja recordar lo patán, insoportable y celoso posesivo que fue tu supuesto ‘amor de la vida’.

 

  1. Dedícate tiempo y reinvéntate: Esto es IMPORTANTÍSIMO, cuando estamos en una relación muchas veces olvidamos quiénes somos e incluso nuestro círculo social es todo menos social ya que nos enfocamos solo en él. Aprovecha este tiempo para reinventarte, ver a tus amigas, tomarte ese vino con tu familia, ir a la peluquería y, por qué no, conocer bizcochos nuevos.

 

 

  1. Habla con alguien de lo que sientes: Ya sea tu mejor amiga o tu hermana, exorciza ese pasado que te dañó y busca alguien sensato (es decir alguien que pueda decirte las cosas sin miedo), recordando lo que pasaste tendrás los pies más en la tierra y mil razones nuevas de por qué no regresar donde fuiste todo, menos feliz.

 

 

Sé que no es nada fácil, porque cuando prendemos el botón de los sentimientos automáticamente se apaga nuestro sentido común; pero tu presente y más aún tu futuro está repleto de nuevos momentos lindos que te ayudarán a no regresar a esperanzas de un pasado que solo te dolió.

 

 

> Escrito por Melissa Hinestrosa

No Comments

Leave a Comment

Your email address will not be published.